A las 07:30 horas de este miércoles, cuando los custodios pasaron lista a los presos del Reclusorio Preventivo Varonil Sur, encontraron que tres reos ligados al Cártel de Sinaloa habían desaparecido, pues pudieron atravesar fácilmente cinco filtros de seguridad que tenían los candados abiertos  para llegar al patio del área de Ingresos, donde un vehículo oficial los ayudó a fugarse.

Se trata de Víctor Manuel Félix Beltrán, “El Vic”, operador financiero de los hijos de Joaquín “El Chapo” Guzmán; Luis Fernando González Meza, y Yael Osuna Navarro, todos ellos, con órdenes de extradición en su contra para ser enviados a EEUU.

En lugar de ello, subieron a un vehículo y escaparon por el área de Aduanas, de acuerdo con el testimonio de al menos tres custodios que confesaron haber ayudado a los reos a escapar, por lo que fueron trasladados la noche de ayer a la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ-CDMX).

Mira el video:

Los primeros reportes indican que media hora después del pase de lista de las 07:30, los custodios notificaron al subsecretario del Sistema Penitenciario, Hazael Ruíz, sobre la fuga de los reos y activaron el protocolo correspondiente, que consiste en cerrar las entradas y salidas de todos los centros penitenciarios de la Ciudad, así como la búsqueda y verificación de las personas en las instalaciones, se dio aviso a la Secretaría de Seguridad Ciudadana y a la FGJ-CDMX.

También se realizó una búsqueda en las colonias cercanas al reclusorio, en la alcaldía de Xochimilco, sin éxito.

Horas más tarde, la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, confirmó los hechos y se comprometió a realizar una investigación profunda de los hechos.

Después de las 13:00 horas, la secretaria de Gobierno de la Ciudad, Rosa Icela Rodríguez, y Hazael Ruíz, subsecretario de Sistema Penitenciario, confirmaron una evidente complicidad de personal del Sistema Penitenciario para el escape de estos reos, acusados por asociación delictuosa y delitos contra la salud en su modalidad de posesión de metanfetaminas.

Indicaron que habrían sido implicados entre seis y 10 servidores públicos porque los reos forzosamente tuvieron que pasar por las cinco rejas para dirigirse a cualquier ruta.

Ruíz Ortega detalló que serán peritos los que determinen si los candados fueron violados o abiertos desde afuera, ya que esa es la única manera de lograrlo.

Luego de la fuga, la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) instaló 25 puntos de revisión en las salidas a carreteras para tratar de ubicar a los reos en cinco zonas, con la presencia de 350 policías del agrupamiento Fuerza de Tarea de la Policía Metropolitana:

  • Norte: Los Reyes Iztacala, México-Texcoco, México-Pachuca, Central de autobuses del norte
  • Oriente: carretera México-Puebla, Santa Catarina, Terminal de autobuses de oriente
  • Poniente: Carretera libre a Toluca, Desierto de los Leones, Central de autobuses de Observatorio
  • Centro: Eje Central y Circuito Interior, Eje 1 Norte y Avenida del Trabajo
  • Sur: carretera México-Cuernavaca, Picacho Ajusco, Central de autobuses de Taxqueña

Por estos hechos, la Fiscalía capitalina inició una carpeta de investigación y estableció comunicación con la Fiscalía General de la República.

Para dar con el paradero de los tres sujetos se implementó un operativo de búsqueda en las colonias cercanas con elementos de la SSC, así como desde las cámaras del C5 y se notificó a autoridades federales, con quienes existe coordinación permanente.

El Secretario de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, dijo que se desplegaron 350 uniformados en 25 puntos de la capital, tras la fuga de tres reos del Reclusorio Sur.