Un juez de control vinculó a proceso al empresario joyero Jaime Sacal Micha, deportado desde EEUU, como probable responsable del delito de violación equiparada agravada, contra su nieta  menor de 12 años de edad, informó este miércoles la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ-CDMX).

Durante la continuación de la audiencia, el juez impuso una prisión preventiva oficiosa, en su domicilio, durante los cuatro meses que se fijaron para el cierre de la investigación complementaria.

De acuerdo con la FGJ-CDMX, el presunto agresor abusó en reiteradas ocasiones de la menor, 2010 y 2016 en su propia casa y la amenazaba con matarla junto con su familia si lo denunciaba. Cuando el presunto responsable supo de la denuncia en su contra, huyó a EEUU, donde fue detenido y deportado a México para dar cumplimiento al mandamiento judicial vigente.

El pasado miércoles que oficiales del Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) de EEUU lograron su captura en el puerto de Hidalgo, Texas con base en una ficha roja emitida en su contra desde el mes de febrero de este año.

El titular de la Coordinación de Métodos de Investigación de la FGR, Felipe de Jesús Gallo Gutiérrez, señaló que tras ser detenido, Jaime Sacal fue puesto a disposición de la oficina de detención y deportación de la Agencia de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés), autoridad que a su vez lo puso bajo custodia del Centro de Detención de Texas hasta que se logró su deportación controlada.

El imputado fue entregado a las autoridades mexicanas en el puente internacional que une a las ciudades de Matamoros, Tamaulipas, y Brownsville, Texas. Posteriormente fue trasladado de manera controlada y puesto a disposición de la autoridad judicial.