Este jueves se realizó el segundo día de declaraciones del narcotraficante Jesús “El Rey” Zambada García  durante el juicio que enfrenta Joaquín “El Chapo” Guzmán en la ciudad de Nueva York

Durante más de cinco horas, Zambada García, hermano de Ismael “Mayo” Zambada, relató parte de la trayectoria criminal de Guzmán Loera, incluida su famosa huida del penal de máxima seguridad de Puente Grande, Jalisco, en enero de 2001.

“El Rey” explicó que a finales del año 2000 el “Mayo” Zambada, le advirtió que “El Chapo” estaba preparando su huida pues había logrado convencer a un funcionario de prisiones para ayudarlo a escapar a bordo de un carro de lavandería.

Los hermanos Zambada García se encargaron de fletar un helicóptero para evitar su captura y fueron en persona a recibirlo a Querétaro, donde llegó por tierra, protegido por policías sobornados,  según su relato.

El Chapo había sido detenido en 1993, en Guatemala, acusado del asesinato del cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo en el Aeropuerto de Guadalajara, en una balacera con miembros del cártel delos Arellano Félix, que planeaban asesinarlo. El cardenal llegó al aeropuerto en un auto similar al del capo y fue confundido.

El relato de Zambada García se centró en la “guerra” con los Arellano Félix, líderes del Cartel de Tijuana. También relató el tiroteo ocurrido en la Christine de Puerto Vallarta en 1992, donde un grupo de sicarios bajo las órdenes de “El Chapo” trató sin éxito de matar a Ramón Arellano Félix, donde murieron varias personas.

Diez años después, Arellano Félix fue asesinado en Mazatlán, Sinaloa, en una operación organizada por Guzmán, quien presumió que: “si algo le dio gusto, fue haber matado” a Ramón Arellano.

Zambada García es el primer testigo protegido por el gobierno de EEUU para contra Guzmán Loera. “El Rey” fue detenido en 2008 y luego extraditado a Estados Unidos, ha recibido de las autoridades estadounidenses ayuda para sacar a su familia de México y recibir protección.

Tras haberse declarado culpable de varios delitos, el narcotraficante está a la espera de conocer su sentencia. Podría ser cadena perpetua, pero espera una reducción si el juez toma en cuenta su cooperación en el caso.

“El Chapo” también sobornó a personal de la Procuraduría General de la República (PGR) y a otros cuerpos policíacos, así como del Ejército y hasta a la Interpol, por unos 300 mil dólares mensuales, agregó Zambada, quien estuvo a cargo delos pagos.

Zambada dijo que también pagó aproximadamente en 2004 un soborno de 100 mil dólares al general Toledano, a cargo del estado de Guerrero, a pedido de El Chapo.

“Yo iba a importar cocaína de Colombia por el estado de Guerrero, platiqué de esto con El Chapo Guzmán Loera y con mi hermano Mayo, y El Chapo me dijo ‘ahí está el general Toledano, es amigo mío, vaya a verlo y dele 100 mil dólares de mi parte'”, contó el Rey.

Por su parte, la defensa asegura que el Chapo es el chivo expiatorio de “corruptos” gobernantes mexicanos y de agentes de la agencia antidrogas estadounidense, la DEA, que le tendieron una trampa. Y aseguran que el verdadero jefe del cartel de Sinaloa es el “Mayo” Zambada.