Alcaldes de los ocho municipios que se ubican a lo largo del Río Sonora, determinaron establecer un toque de queda coordinado como medida preventiva para detener el contagio por Covid-19, en un horario de 22:00 a las 05:00 horas, a partir de ayer lunes.

Se trata de los municipios de Ures, Arizpe, Banámichi, Huépac, Aconchi, Baviácora, San Felipe de Jesús, Bacoachi, que informaron a sus habitantes en un comunicado conjunto que a la hora de inicio del toque de queda harán sonar sirenas de las patrullas y las campanas de las iglesias para solicitar a los pobladores que se abstengan de realizar actividades no esenciales fuera de sus hogares.

Agregaron que esta determinación forma parte de las recomendaciones emitidas por la Secretaría de Salud Pública del Estado, como medida de prevención ante la pandemia que ya tiene 367 casos confirmados en el país y cuatro personas muertas.

También indicaron que las medidas se establecerán por tiempo indefinido.

En la entidad, se han detectado cuatro casos positivos entre el 13 de marzo a la fecha y todos ellos se encuentran estables, de acuerdo con la Secretaría de Salud tienen estado clínico estable.

Esta medida se une a la decretada en los municipios de Nacozari de García, Naco, Santa Ana, Trincheras y Caborca, que aplica únicamente los fines de semana.