El senador de Morena y próximo secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo Montaño,  adelantó que el retiro de las Fuerzas Armadas de las calles, donde realizan labores de seguridad, será paulatino y tomará hasta tres años.

Para ello, el nuevo gobierno aplicará un programa emergente de capacitación y profesionalización de las policías. “El propósito es tener los cuadros suficientes que entrarán al relevo de las fuerzas militares en las calles”, señaló.

Sin embargo explicó que con la estrategia de seguridad del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, considera que en el transcurso de los tres primeros años de gobierno, haya una baja sensible de la presencia de las fuerzas armadas en tareas de seguridad, mediante un retiro paulatino transitorio.

“La meta que nos estamos planteando es que al final del próximo sexenio, las fuerzas armadas estarán de nuevo en sus cuarteles”, indicó a El Universal. “En 2024 queremos entregar un país en paz y tranquilidad, sin contar con las fuerzas armadas en las calles”.