La Procuraduría General de la República (PGR), a través de la Subprocuraduría de Control Regional de Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), informa que su Delegación en el estado de Puebla inició una carpeta de investigación derivada de una denuncia, presentada en FEPADENET, respecto a la probable existencia de un laboratorio, en la capital del estado, con impresoras en el que, se acusa, se realizaba la supuesta falsificación de actas de escrutinio y cómputo de la elección a gobernador.

Agentes del Ministerio Público de la Federación, adscritos a la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales, elementos de la Policía Federal Ministerial y peritos de la institución, se constituyeron en el lugar para constatar los hechos denunciados.

De acuerdo a reportes periodísticos, el anuncio se relación con el suceso donde dirigentes de la coalición Juntos Haremos Historia y simpatizantes irrumpieron en un hotel en donde detectaron una sala con equipo de cómputo y cientos de actas que calificaron como apócrifas que, acusaron, sirvieron para darle el triunfo a la candidata de Por Puebla al Frente, Martha Erika Alonso.