El pasado martes 17 de abril fueron ejecutados en Guerrero seis policías estatales. Tristemente el hecho no tiene ya nada de impactante —en México matan por lo menos un policía todos los días— de no ser porque al momento de hacerles las autoridades un homenaje a los caídos, los asesinos difundieron un video retando a cualquier autoridad que se les quiera poner enfrente y más allá, arrebatándole a los cuerpos la dignidad que les quedaba como cadáveres.

Quienes han comandado la novena Región Militar o la séptima Región Naval ubicadas en Guerrero han coincidido en dos cosas primarias: los gobernadores no quieren aceptar el problema de seguridad, corrupción, miedo y desesperanza que viven tanto las autoridades como los habitantes de ese bello estado. Lo segundo es que, teniendo los elementos de sustento, no fortalecen a las policías municipales ni estatales.

En Guerrero, como Tamaulipas, Veracruz, Ciudad de México, Morelos y muchos más, existe una crisis real de seguridad interior.

La delegación Cuauhtémoc de Ciudad de México, ya pidió la intervención de la Secretaría de Marina para que vigile y proteja las calles de lo que próximamente se convertirá en municipio, por cierto, uno de los más peligrosos de los 16 que hay en la ciudad.

Y en el debate, ¿alguno de los candidatos tocó el tema de la seguridad interior?

No. Tampoco habrá una estrategia conjunta con las fuerzas armadas que acepte de una vez que, a pesar de la acción militar en las calles, mientras no se fortalezca la municipalidad, la autoridad estatal como soporte municipal y asociada a la Federación para que con ello los criminales no vivan en la impunidad que actualmente gozan, la situación seguirá así de violenta y desastrosa.

Quien triunfe el próximo 1 de julio debe comprender en su totalidad la realidad delictiva y criminal de nuestro país. Quien triunfe debe mantener una relación estrecha, coordinada y respetuosa con las fuerzas armadas, ya que las soluciones para enfrentar este terrible problema no pueden implementarse a corto plazo; solamente con soldados, marinos y pilotos podrán enfrentar la situación.

Lo importante aquí será qué tanto están dispuestos a trabajar con los militares tanto quien gane la Presidencia como gobernadores y alcaldes.

Cabo de Turno

El pasado 21 de abril juraron bandera los cadetes de primer año de la Heroica Escuela Naval.

Ya les contaré.

jibarrolals@hotmail.com
@elibarrola